El eslabón que encadena

Screen Shot 2017-09-22 at 10.08.40.pngSegún los expertos, la adicción al alcohol y las drogas son enfermedades; la obesidad y la sobrealimentación se deben a la predisposición genética; los vínculos de relación obsesiva son etiquetados como “codependientes”, y el gasto excesivo puede ser un síntoma de trastorno bipolar. Hacer referencia a estos asuntos como pecado es considerado tabú. Al fin y al cabo, no es nuestra culpa si tenemos una enfermedad física, un defecto genético, una infancia pobre o un desequilibrio bioquímico.

Centrarse en el pecado, algunos argumentan, es duro y promueve emociones culpables, vergonzosas. Sostengo que decirle a alguien que no hay remedio o cura para su prisión conductual es duro. Sin transformación, sólo podemos enseñar a alguien a manejar su enfermedad en lugar de resolver su pecado.

La adicción es la indulgencia de la carne y los placeres temporales que vienen con un elemento de atracción. Para algunas sustancias, la adicción médica puede, y lo hace, convertirse en un factor de complicación haciendo engaño y atrapamiento aún mayor. Sin embargo, en su origen, es la colocación de algo o alguien por encima de Dios.

Edward Welch (2001) llama la adicción un desorden de la adoración, señalando a la idolatría como tema central en nuestros consumos excesivos. El escribe:

Además, el problema no está fuera de nosotros, ubicado en una tienda de licores o en Internet; el problema está dentro de nosotros. El alcohol y las drogas son esencialmente satisfactorios de los ídolos más profundos. El problema no es la sustancia idólatra; es la adoración falsa del corazón (p.49).

Las Escrituras declaran: “Y manifiestas son las obras de la carne …” (Gálatas 5:19). Si los antojos y las acciones de nuestra carne son evidentes (obvio), entonces a través de ellos nuestro corazón se revela. El corazón transmite nuestro afecto; nuestra devoción de tiempo y energía; nuestro anhelo; y nuestro compromiso. El corazón invertido plenamente en una persona o sustancia tendrá poca evidencia de culto, servicio o conducta santa, ya que estos bienes no pueden ser alcanzados aparte de la adoración divina.

Muchos sugieren que la Biblia tiene poco que decir acerca de la adicción en general. Por ejemplo, la Biblia no habla de pornografía, adicción a las drogas o dependencia de relaciones. La Biblia tampoco menciona automóviles ni cohetes porque no existían en el momento en que Dios dio Su revelación. Pero teológicamente y estructuralmente, la Escritura tiene volúmenes que decir acerca de la idolatría (1 Corintios 10:14), la adoración (Juan 4:23), el respeto y el mantenimiento del cuerpo (1 Co. 3: 16-17), la lujuria (1 Juan 2:16, la inmoralidad sexual (1 Tesalonicenses 4: 3, el autocontrol (Gal 5: 22-23), una mente sana (2 Timoteo 1: 7), la templanza (1 Corintios 6:12), y puras meditaciones (Salmo 19:14) Tal vez Pablo lo resumió mejor:

Todas las cosas me son lícitas, mas no todas aprovechan; todas las cosas me son lícitas, mas no seré señoreado de ninguna de ellas(1 Corintios 6:12).

No importa el enfoque de la adoración y la idolatría de una persona, ofrece un sustituto sin vida e impotente. La inversión en el alivio temporal del malestar carnal siempre ha sido seductor y engañoso, y nunca ha sido duradero, sustancial o real. La Escritura advierte de la impotencia de los ídolos que finalmente drena las capacidades del hombre:

Tienen boca, y no hablan; ojos tienen, y no ven; tienen orejas, y no oyen; narices tienen, y no huelen; tienen manos, y no palpan; pies tienen, y no andan, ni hablan con su garganta. Como ellos son los que los hacen, y todo aquel que confía en ellos. (Salmo 115: 5-8).

Como con cualquier cosa falsa, la promesa es mucho mayor que el resultado. Cuando los corazones crean estas fuentes temporales de alivio, en las cuales ponen la confianza y la fe, el creador del ídolo pronto se convierte en el ídolo: mudo, ciego, entumecido, cojo, ahogado e impotente. Este es el elemento enloquecedor de la dependencia: el regreso repetitivo a una fuente que no sólo no edifica, sino que de hecho destruye el cuerpo, la mente, el alma y el espíritu.

Con la adicción, optamos por la respuesta más conveniente a los deseos de la carne. Sin una relación duradera y devota con Cristo (Juan 15: 5), no tenemos perseverancia, ni perseverancia, ni voluntad de sacrificio. La comodidad se convierte en el objetivo, no importa la consecuencia.

Este problema se agrava con el tiempo, por el uso de sustancias que inflaman la carne con antojos y malestar físico. Ahora la atracción no es sólo psicológica (alivio), también es fisiológica. Espiritualmente alejados del Señor, nuestra carne reina. Ahora alimentado con las toxinas del alcohol, tabaco, drogas, azúcar, etc., la carne grita aún más fuerte. Pablo escribió:

Porque los que son según la carne, piensan en las cosas de la carne; mas los que son según el espíritu, en las cosas del Espíritu. Porque el ánimo carnal es muerte; mas el ánimo espiritual es vida y paz: por cuanto el ánimo carnal es enemistad contra Dios; pues no está sujeto a la ley de Dios, ni a la verdad lo puede estar; y los que están en la carne no pueden agradar a Dios. (Romanos 8: 5-8).

Pablo responde a este dilema más adelante en el mismo libro:

“sino antes, revestíos del Señor Jesucristo, y no pongáis vuestro cuidado en satisfacer las concupiscencias de la carne.” (Romanos 13:14).

En cuanto a la adicción, uno puede decir con razón: “Simplemente decir no … no es suficiente”. Una revisión superficial de los pasajes bíblicos anteriores podría sugerir que estamos hablando simplemente de disciplina y obediencia:

“Abandona la carne, abraza a Cristo y no tomes la oportunidad de actuar de forma rebelde”. Sin embargo, reconocemos que, si bien esta estructura es verdadera, es simplemente el marco dentro del cual se produce la transformación.

En realidad, los programas seculares enseñan un patrón muy simplista de abstinencia. El mensaje de Alcohólicos Anónimos, programas de tratamiento y terapeutas suenan mas o menos así: “Puesto que tienes una enfermedad (trastorno, desequilibrio cerebral, defecto de carácter de la infancia, genética deficiente, etc.), nunca podrás ser curado. Durante el resto de tu vida tendrás que controlar tu enfermedad a través de la abstinencia: evitar el contacto con el objeto de tu adicción. Siempre estarás inclinado a abusar del alcohol (usar drogas, actuar sexualmente, ver pornografía, etc.) porque este tema está incrustado en quien eres. Nunca serás libre, pero puedes ser sobrio (recto, mantener límites, etc.) “.

Pero el mensaje de la cruz es de suficiencia, poder, gracia y reconciliación. Es un don que modifica la esencia de lo que somos y cómo vivimos. Ya no sólo la carne; el creyente es carne y Espíritu. Él / Ella tiene un poder no disponible para el resto del mundo; un siempre presente Auxiliador, Consolador, Consejero y Verdad. Nosotros, como cristianos, no estamos sujetos a la esclavitud en este mundo porque Cristo ha vencido al mundo (1 Juan 5: 4).

Así que cuando hablamos de la vida según el Espíritu que nos permite “aplazar” nuestra conducta y lujuria anteriores (Efesios 4: 20-24), nos estamos dirigiendo a los elementos duraderos de la vida vivida a la luz de Cristo. No es una posición determinada de fuerza de voluntad que promovemos, sino una unión sometida, confiada, adoradora y empoderada con el Señor; de la cual procede la disciplina, la abstinencia, el autocontrol, la mente sana y la capacidad de “no hacer provisión para la carne”.

Tan a menudo, intentamos poner el carro delante del caballo colocando el control y la obediencia delante del amor y de la adoración. Al tratar con la dependencia, estamos confiando en la sustitución del mundo o del Cristo genuino. No podemos ayudar a la persona dependiente promoviendo la contención y la fuerza, cuando están agotados, con hambre, sed y perdidos. Jesús enseñó: “Porque mi carne es verdadero alimento, y mi sangre es verdadera bebida.” (Juan 6:55). Como Cristo le dijo a la mujer samaritana en el pozo:

Respondió Jesús y le dijo: Todo aquel que bebe de esta agua, tendrá sed otra vez; mas el que bebiere del agua que yo le daré, nunca jamás tendrá sed; sino que el agua que yo le daré, será en él una fuente de agua, que brote para vida eterna. (Juan 4: 13-14).

La promesa de la paz es de poco consuelo; pero la experiencia de la paz a través del sustento de Cristo construye la esperanza, la resistencia, el amor y la obediencia. Cualquier esfuerzo que ignore este proceso está condenado al fracaso. Sí, ciertos individuos pueden permanecer “libres” de contacto con la fuente de su dependencia, a través de alguna versión de la evitación deliberada. Pero, bajo este escenario siguen siendo esclavos que han escapado temporalmente de sus captores, preguntándose cuándo serán reclamados. Una vez reclamados y conocidos por el Señor Jesús, son “libres” (Juan 8:36) y “… nadie puede arrebatarlos” (Juan 10:28) de Su mano.

Como cristianos ayudando con casos de dependencia y adicción siempre debemos mantener un enfoque esperanzador y una creencia de que la transformación total está disponible.

En los casos de dependencia de drogas o alcohol, hay preocupaciones médicas que no pueden ser ignoradas. Pero estas preocupaciones se basan en el efecto de la sustancia sobre el cuerpo; no la causa del proceso adictivo. El origen es pecado; el resultado puede ser enfermedad. Algunos que buscan soluciones biblicas pueden ser fisiológicamente adictos, lo que hace inseguro simplemente detener la droga o la bebida. Cuando se trata de una preocupación, debe hacerse referencia a los recursos médicos apropiados que puedan evaluar y tratar la retirada de la sustancia.

La abstinencia de alcohol y drogas puede poner en peligro la vida sin una atención médica adecuada. Otras veces, los síntomas de abstinencia pueden no ser peligrosos, pero son lo suficientemente intensos como para hacer la abstinencia exitosa casi imposible. Los antojos fisiológicos pueden ser fuertes, distorsionando el enfoque, la resolución y la voluntad del aconsejado para enfrentar el problema.

Generalmente, cualquier persona que reporte el uso regular de drogas y / o alcohol debe ser derivada para un examen físico y recibir información de un médico, como parte del proceso de consejería. No es tu papel como pastor, consejero o líder laico, padre o madre o hermano el discernir lo que puede o no ser un riesgo médico.

Cuando uno es llevado por sus propios deseos (Santiago 1:14-15), el resultado es un deterioro progresivo que sólo puede ser interrumpido por el verdadero arrepentimiento.

Claramente, no podemos abordar todas las formas de casos graves y complicados en el curso de este tiempo juntos. Más bien, hemos intentado proporcionar una visión general de algunas cuestiones comunes, que tienen especial consideración. Otros pueden incluir trastornos alimentarios tales como anorexia o bulimia; situaciones abusivas y / o homicidas; y problemas crónicos de personalidad como trastornos de personalidad o sentimientos antisociales.

Hay que respetar la necesidad médica; debemos siempre dar prioridad a la seguridad física y la preservación de la vida; debemos contactar y utilizar profesionales, agencias y recursos cuando sea necesario; y también debemos estar preparados y dispuestos a abordar los elementos espirituales en cada situación. El fracaso en mantenerse firmes con el mensaje y el proceso de el evangelio en tales asuntos, sólo dará crédito a las explicaciones seculares que se han vuelto tan frecuentes en el mundo y dentro de la iglesia. Como cristianos, debemos presentar a Cristo a un mundo que perece:

Mas a Dios gracias, el cual siempre nos hace celebrar triunfos en Cristo, y por medio de nosotros esparce el olor del conocimiento de sí mismo en todo lugar. Porque somos para Dios un olor grato de Cristo, en los que se salvan, y en los que perecen. (2 Corintios 2: 14-15).

95 TESIS PARA LA IGLESIA EVANGÉLICA MODERNA por Greg Gordon

He revisado muchos de estos y todos ellos son de un tamaño que cabe en twitter y facebook fácilmente a volver a publicar. Ore por compartirlas con los demás y compartir cada tesis individual. Creo que muchos necesitan escuchar estas verdades y que son compartidos en la humildad de mi debilidad y la falta en mi propia vida cristiana. Que Dios en su misericordia venga a América del Norte reviva el cristianismo para Su gloria. “Que el Cordero de Dios reciba la recompensa de sus sufrimientos en nuestras vidas hoy en día!” – Greg Gordon (fundador de SermonIndex.net)

1. The “church” at large has forgotten that the chief end of man is to glorify God. (Rom 16:27; 1Cor 6:20; Mt 6:9; 1Cor 10:31)

La “iglesia” en general se ha olvidado que el fin principal del hombre es glorificar a Dios.

2. Christians ignore most of the methods, practices and principles found in the book of Acts. (Acts 2:42,44; Acts 2:46; Acts 2:38)

Los cristianos ignoran la mayor parte de los métodos, prácticas y principios que se encuentran en el libro de los Hechos.

3. Many treat “church” like any other social club or sports event that they might attend. (Acts 2:46; Heb 10:25; Acts 1:14)

Muchos consideran la “iglesia” como cualquier otro club social o evento deportivo que podrían asistir.

4. We’ve made Christianity about the individual rather than the community of believers. (Rom 12:5; 1Cor 12:12; 2Tim 4:16)

Hemos desarrollado el cristianismo acerca del individuo en vez de alrededor de la comunidad de los creyentes.

5. In most “churches” the priesthood of all believers isn’t acknowledged and the role of pastor is abused. (1Pt 2:9; 1Cor 12:12; Eph 4:11-13)

En la mayoría de las “iglesias” la congregación de creyentes no se reconoce y la hay abuso de autoridad en el desempeño del Pastorado.

6. The “church” as a whole has lost the concept of their being grafted into the promises given to Israel. (Rom 11:15, 17-18, 20, 25)

La “iglesia” en general ha perdido el concepto de ser injertada en las promesas dadas al pueblo de Israel.

7. There needs to be a recovery of teaching the whole counsel of God, especially in expository form. (Acts 20:27; 1Tim 4:6, 2Tim 2:15)

Es necesario que se retome la enseñanza de la Palabra de Dios en forma expositoria.

8. We take it too lightly that we have the blessing and honor of having God’s Scriptures in our possession. (Ps 119:16; Acts 13:44; Neh 8:9)

Tomamos muy a la ligera que tenemos la bendición y el honor de poseer las Escrituras de Dios en nuestro poder.

9. There has never been more access to the Word of God, yet so little reading of it. (1Tim 4:13; Neh 8:1-3; Ps 119:59)

Nunca ha habido un mayor acceso a la Palabra de Dios como lo hay hoy, sin embargo, hay poca lectura de ella.

10. Some read the Scriptures to attain knowledge, but do not practice what they read. (Jam 1:22; Mt 7:21; 3Jn 4)

Algunos leen las Escrituras para alcanzar el conocimiento, pero no practican lo que leen.

11. Worship has become an idol in many “churches”. The music often resembles that of the world. (Amos 5:23; Phil 4:8; 1Jn 5:21)

La adoración se ha convertido en un ídolo de muchas “iglesias”. La música a menudo es igual a la del mundo.

12. The world is shaping the views of the “church” more than the “church” shaping the world. (Rom 12:2; Mt 5:13; 1Cor 1:22-23)

El mundo le está dando forma a los puntos de vista de la “iglesia” más que la “iglesia” dándole forma al punto de vista del mundo.

13. The “church” spends more money on dog food than on missions. (2Cor 9:6; Lk 21:2; Acts 4:34-35)

La “iglesia” gasta más dinero en comida para perros que en las misiones.

14. We take lightly the cost of discipleship laid out by Jesus Christ and do not deny our lives. (Lk 14:33; Lk 14:26-27; Mt 8:19-20)

Nosotros tomamos a la ligera el costo del discipulado establecido por Jesucristo y no estamos dispuestos a renunciar a nuestras vidas.

15. There is a lack of true discipleship and making others to be obedient disciples. (Mt 28:20; 2Tim 2:2; 2Tim 2:14)

Hay una falta del discipulado autentico para forjar discípulos obedientes.

16. Many subscribe to the error that parts of life are to be spiritual while others are to be secular. (1Pt 4:2; Col 3:3; 1Jn 2:6)

Muchos creen el error en que la vida se puede vivir en forma espiritual y secular al mismo tiempo.

17. Modern Christians often find Jesus’ command to sacrifice and serve abhorrent. (Phil 2:21; Jam 3:16; Rom 12:1-2)

Los Cristianos modernos a menudo encuentran el mandato de Jesús de sacrificio y de servicio aborrecible

18. Self disciplines in the Christian life such as fasting and praying are considered legalistic. (2Tim 2:21; 2Tim 1:8; Mt 6:17)

Autodisciplinas en la vida cristiana como el ayuno y la oración se consideran legalistas

19. Little thought and contemplation is put towards the lostness of men, the seriousness of the Gospel. (Phil 3:8; Gal 2:20; Heb 10:34)

Hay poca meditación y contemplación en la depravación del hombre y la seriedad del Evangelio.

20. We are living with an epidemic of cheap grace with flippant confession and shallow consecration. (Lk 14:28-30; Lk 14:26; Jam 4:8)

Vivimos con una epidemia de gracia barata, con una confesión frívola y una consagración superficial.

21. Since the inception of the Church, the Gospel had the requirements of repentance and discipleship. (Acts 2:38; Lk 14:26; Jn 8:31)

Desde el inicio de la Iglesia, el Evangelio requería el requisito del arrepentimiento y el discipulado.

22. Now forgiveness is offered without repentance, discipleship without obedience, salvation without sanctity. (Heb 10:29; 4:11; Lk 13:24)

Ahora se ofrece el perdón sin arrepentimiento, el discipulado sin obediencia y la salvación sin santidad

23. Introspection, counting the cost, godly sorrow over sin, are all foreign to many in the “church”. (Acts 2:37; Ps 119:9; Heb 6:1-2)

Introspección, tomando en cuenta el costo, produce pena sobre el pecado, conceptos que hoy son extraños para muchos en la “iglesia”

24. The modern church loves itself more than its neighbor. (1Cor 3:3; Gal 5:13; Phil 2:3)

La iglesia moderna se ama más que su vecino

25. The church must repent of its idolization of personality, and of business principles. (2Cor 2:17; 1Cor 3:5; 1Cor 12:23)

La iglesia debe arrepentirse de la idolatría de personajes, y de emplear principios de negocio.

26. Many elders and pastors of the “church” sadly are fleecing the flock to supply their own wants. (Jn 10:12-13; 1Pt 5:2-3; Rev 2:15)

Muchos ancianos y pastores de la “iglesia” tristemente despluman al rebaño para abastecer sus propias necesidades.

27. The qualities most in demand in today’s pastorate are frequently foreign to the Scriptures. (1Tim 3:2-3; 1Tim 3:5; 1Tim 1:5-7)

Las cualidades que se demandan de un pastor hoy en día, son frecuentemente extrañas a las Escrituras.

28. The professionalization of the pastorate is a sin and needs to be repented of. (2Cor 11:13; Gal 3:1; Gal 2:6)

La profesionalización del pastorado es un pecado y deben arrepentirse

29. There must be repentance for the ambitious desire and idolization of the celebrity pastorate. (3Jn 9; Jer 17:5; 1Cor 12:22)

Debe haber arrepentimiento por el ambicioso deseo e idealización de la celebridad de un pastorado.

30. Pastors must trust the Spirit, not statistics. (2Sam 24:1; 1Cor 1:25; Rom 8:14)

Los pastores deben confiar en el Espíritu Santo, no en las estadísticas.

31. Modern day prophets are being stoned by criticism and neglect. (2Tim 4:3-4; Gal 1:10; Jer 1:7-8)

Los Profetas de hoy en día están siendo apedreados por la crítica y el abandono.

32. God’s prophets are ill-treated and shunned by most “christians” considered too harsh or extreme. (Jer 6:10; Isa 6:9-10; Gal 4:16)

Los profetas de Dios son maltratados y rechazados por la mayoría de “cristianos” que los consideran demasiado duros y extremistas.

33. The prophets prophesy falsely, priests rule by their own power; and my people love to have it so. (Mt 24:4, 11-12; 1Cor 1:19, Jude 8 )

Los profetas profetizan mentira, el sacerdocio domina por su propio poder, y mi gente le encanta que sea así.

34. There are many false gospels being preached from pulpits in our day. (2Cor 11:4; Gal 1:8-9; Jude 16)

Hay muchos falsos evangelios que se predica desde los púlpitos en nuestros días.

35. There is an epidemic of a “mock” salvation message. It is correct in doctrine, but false in reality. (2Cor 3:6; 1Jn 5:11-12; Rom 8:9)

Hay una epidemia de un mensaje de salvación “burlesco”. Es correcto en la doctrina, pero falso en la realidad.

36. A salvation that does not make men holy is trusted in by a deceived multitude. (Jude 4; Rom 8:1; Rom 6:17-18)

Una salvación que no hace que los hombres lleguen a una santidad es confiable en una multitud que esta engañada.

37. There is a needed perseverance in the truths of the Gospel without unbelief. (Eph 1:1; Heb 6:11-12; Heb 10:26-27)

Hay una necesidad en la perseverancia de las verdades del Evangelio sin incredulidad.

38. A great need is to see “christians” become saints in actual experience. (1Jn 2:29; Col 3:5-8; Tit 3:8)

Una gran necesidad es ver a “cristianos” ser santos en la experiencia real.

39. Many professors of religion are forbidding people to be a part of the holy body of Christ. (Mt 23:13; Ps 119:1-2; 2Pt 1:3-4)

Muchos profesores de religión prohíben a la gente a ser parte del cuerpo sagrado de Cristo.

40. Preaching has become all about the happiness of man and not the glory of God. (Jn 6:26; Rom 4:20; 1Pt 4:11)

La predicación se ha convertido es todo sobre la felicidad del hombre y no en dar gloria a Dios

41. Preachers give smooth words to entice men, yet very few give any words of correction or rebuke. (Jer 6:14; Pro 1:23; 1Tim 5:20)

Predicadores dan palabras suaves para atraer a los hombres, sin embargo, muy pocos dan palabras de corrección o reprensión.

42. Run from gospels that focus on our success and prosperity in the name of Jesus Christ. (Jn 2:16; Acts 20:33; Jer 6:13)

Huye de los evangelios que se centran en nuestro éxito y la prosperidad en el nombre de Jesucristo.

43. Run from gospels that focus on self-improvement. (1Tim 6:5; Heb 12:14; Jam 4:14)

Huya de los evangelios que se centran en el bienestar personal.

44. Run from churches where men, and not Christ, are glorified. (Col 1:18; Jude 25; Jn 16:14)

Huya de iglesias donde los hombres, y no Cristo, son glorificados.

45. Run from churches where there is no Bible, no cross, no mention of the blood of Christ. (1Pt 1:18-19; Eph 3:13; Rev 1:5)

Huya de las iglesias donde no hay la Biblia, no hay cruz y no se menciona la sangre de Cristo.

46. Run from churches where the worship leaves you cold, where there’s no sense of God’s presence. (1Cor 5:4; Ps 80:14-15; Jer 12:11)

Huya de las iglesias donde el culto te deja frío y donde no hay sentido de la presencia de Dios.

47. Run from churches where you’re comfortable in your sin. (1Cor 14:25; Heb 10:30-31; Heb 4:13)

Huya de las iglesias donde te sientes cómodo en tu pecado.

48. Run from churches that use the pulpit of God for a personal agenda. (Jude 10-11,19; 3Jn 9)

Huya de las iglesias que utilizan el púlpito de Dios para una agenda personal.

49. Run from those who preach division between races and cultures. (Jam 2:4, Gal 3:28, Rev 5:9)

Huya de los que predican la división entre las razas y culturas.

50. Run from ungodly, spasmodic movements and endless empty prophesying. (Jer 5:13; 1Cor 14:33, 1Jn 2:16)

Huya de lo impío, movimientos espasmódicos y profecía vacía y sin ningún fin.

51. Run from preachers who tell mostly stories and jokes. (Eph 5:4; Tit 1:8; 2:12)

Huye de los predicadores que solo cuentan historias y chistes.

52. Run from those that are only after money, who use one gimmick after another to get your money. (2Pt 2:3; 2Cor 12:14; 1Cor 9:18)

Huya de los que sólo están tras el dinero y que utilizan trucos para obtener tu dinero.

53. The phrase “accept Jesus as your personal Saviour” is not found in the Scriptures. (Rom 10:9-10; Col 1:13; Acts 26:20)

La frase “acepta a Jesús como tu Salvador personal” no se encuentra en las Escrituras.

54. Evidence of true conversion does not seem important to modern day Christians. (1Jn 2:6; 1Jn 4:17; Mt 7:20)

La evidencia de la verdadera conversión no parece ser importante para los cristianos de hoy en día.

55. Thousands of sinners think of God as having only one attribute: Love! But they continue in sin. (Rom 1:18; Acts 5:11; Ps 2:12)

Miles de pecadores piensan que Dios tiene un solo atributo: el amor! Sin embargo, continuan en el pecado.

56. “God loves you and has a wonderful plan for your life!” has hindered true evangelism. (Rom 3:19; Acts 26:18; Phil 3:18-21)

“Dios te ama y tiene un plan maravilloso para tu vida!” Ha obstaculizado la verdadera evangelización.

57. A Gospel of love and grace only, without the law of God being preached. This is a doctrine of Satan. (2Tim 4:3-4; Rom 2:4-5; 3:19)

El Evangelio del amor y la gracia solamente, sin la ley de Dios se predica hoy en día. Este es una doctrina de Satanás.

58. There has clearly arisen a careless mixture of 20th century reasoning with God’s revelation. (Col 2:8; Rom 1:25; Gal 1:6)

Evidentemente ha surgido en el Siglo XX una descuidada mezcla del entendimiento de la revelacion de Dios.

59. Decisionism and the “sinner’s prayer” has been a major cause of false conversions in the “church”. (2Pt 2:1-2; Eph 2:4-5; 2Cor 5:17-18)

Decisionismo y la “oración del pecador” ha sido una importante causa de falsas conversiones en la “iglesia”.

60. Many will be surprised to hear Jesus say, “I never knew you, depart from me.” (Mt 7:22-23; 1Cor 6:9-10; Gal 5:19-21)

Muchos se sorprenderán al escuchar a Jesús decir: “Nunca os conocí, apartaos de mí.”

61. Men have taken the place of the Holy Spirit in confirming men in their supposed salvation. (1Jn 2:3-5; 2Ths 1:8; Gal 6:12-15)

Los hombres han tomado el lugar del Espíritu Santo para confirmar a los hombres en su supuesta salvación.

62. The doctrine of hell and eternal suffering is something little grasped by most professing “christians”. (Mt 13:42; Jam 5:1; Ps 9:17)

La doctrina del infierno y el sufrimiento eterno es algo poco entendido por la mayoría de los que profesan ser “cristianos”.

63. The judgment seat of Christ is perhaps one of the most neglected topics in the modern pulpit. (2Cor 5:10; Rom 14:10; 1Cor 3:13)

El juicio de Cristo es tal vez uno de los temas más descuidados en el púlpito moderno.

64. The second coming of Christ needs to be re-instated as the church’s general thrust and burden. (1Jn 3:2-3; Col 3:4-6; 1Ths 4:14-17)

La segunda venida de Cristo debe predicarse como una orientación general de la iglesia y como motivación.

65. The church has lost the fear of God and has over emphasized the love of God. (Heb 12:28-29; Lk 12:5; Heb 10:31)

La iglesia ha perdido el temor a Dios y enfatiza más en el amor de Dios.

66. The church has left evangelism to a few trained professionals. (Acts 8:1,4; Acts 4:29; Rom 10:14)

La iglesia ha dejado el evangelismo para algunos profesionales entrenados.

67. Repentance is considered a one-time act in modern evangelism rather than a way of life. (Rev 3:19; Heb 12:17; 2Pt 3:9)

El arrepentimiento es considerado un acto que se hace una sola vez en el evangelismo moderno más que una forma de vida.

68. The Lordship of Jesus Christ is something that is not taught in many pulpits. (Acts 2:36; 1Cor 12:3; Rom 6:18)

El señorío de Jesucristo es algo que no se enseña en muchos púlpitos.

69. Many in “churches” are not open to correction, church discipline or rebuke. (1Cor 5:5; 1Cor 11:31-32; Heb 12:7-9)

Muchos en las “iglesias” no están abiertos a la disciplina eclesiástica, corrección o reprensión.

70. Some preach salvation as a theory instead of persuading men to come to Christ. (Jn 5:40; Col 1:28; 2Cor 4:5)

Algunos predican la salvación como una teoría en vez de persuadir a los hombres a venir a Cristo.

71. There has been a loss of the fullness and majesty of the gospel. (1Tim 1:11; Jude 25; Rom 15:29)

Ha habido una pérdida de la plenitud y la majestad del evangelio.

72. There is little mention of sin or the depravity of man from “church” pulpits. (Jn 3:20; Gal 5:19-21; Eph 5:5)

Hay poca mención del pecado o la depravación del hombre en los púlpitos de las iglesias.

73. Covetousness, consumerism, and coddling of the world’s goods does not appear wrong. (Jer 22:17; 1Jn 2:15-16; 1Tim 3:3)

La codicia, el consumismo, y mimos de los bienes del mundo no parecen estar mal.

74. Little is made of the resurrection of Jesus Christ in churches or in evangelism. (1Cor 15:14-15; Acts 4:10, 33)

Poco se habla de la resurrección de Jesucristo en las iglesias o en la evangelización

75. The “church” has relied more on technology than God. (Zech 4:6; 1Cor 1:21; 2:4)

La “iglesia” ha dependido más en la tecnología que en Dios.

76. The prayer meeting is considered one of the least important meetings in the “church”. (1Tim 2:1; Acts 4:31; Phil 4:6)

La reunión de oración es considerada una de las menos importantes en la “iglesia”.

77. Pastors have never prayed less than they do in the “church” today. (Jer 10:21; Phil 2:21; Eph 6:18-19)

En la historia de la Iglesia los pastores de nuestros tiempos son los que menos oran.

78. Very few are waiting on God for His direction and purpose for His Church. (Eph 1:11; Ps 37:7; Isa 40:31)

Muy pocos esperan en Dios por su dirección y propósito para Su Iglesia.

79. The “church” has many organizers, but few agonizers. (Phil 3:18-19; Rom 9:1-3; Jer 9:1)

La “iglesia” tiene muchos organizadores, pero pocos agonizadores.

80. We need to have the gifts of the Spirit restored again to the “church”. (2Tim 4:2; 1Cor 14:39; 1Cor 12:31)

Necesitamos restaurar los dones del Espíritu nuevamente a la “iglesia”.

81. A serious, sober, self-controlled Christianity is very seldom found or preached. (2Pt 3:11; 1Pt 4:7; Jude 3)

Un cristianismo serio, sobrio, y de auto-control rara veces se encuentra o se predica.

82. The “church” at large has forgotten how to pray. (1Jn 3:22; Acts 6:4; 1Ths 5:17)

La “iglesia” en general se ha olvidado de cómo orar.

83. Many “churches” are more dependent on tradition than the leading of the Holy Spirit. (Mk 7:13; Acts 16:6; Acts 13:2)

Muchas “iglesias” dependen más de la tradición que de la guía del Espíritu Santo.

84. Multitudes of professors preach and teach: that you cannot be freed from sin. (Rom 16:18; Rom 6:1-2; 2Pt 2:1)

Multitudes de profesores predican y enseñan: que uno no puede ser libre del pecado.

85. The Apostles and Christ always preached the possibility to walk free from sin. (Tit 2:11-12; 1Pt 1:14-16; Rom 6:19)

Cristo, y los Apóstoles siempre predicaron la posibilidad de caminar libre de pecado.

86. Sinners are not saved to sin, but rather, saved to holiness and good works. (Rom 6:13; Eph 2:10; 2Pt 3:14)

Los pecadores no son salvos para el pecado, sino más bien, salvós para la santidad y buenas obras.

87. Cheap grace means the justification of sin without the justification of the sinner. (2Tim 2:19; 1Pt 4:17-18; 2Tim 3:12)

La gracia barata significa la justificación del pecado sin la justificación del pecador.

88. A baptism of holiness, a demonstration of godly living is the crying need of our day. (1Tim 6:3; 2Ths 3:6; 2Ths 2:13)

Un bautismo de santidad, una demonstración de una vida santa es la necesidad urgente de nuestro tiempo.

89. Many are confused about obedience, and good works that are readily mentioned in the Scriptures. (Tit 3:8; Jn 10:32; Rev 3:15)

Muchos están confundidos acerca de la obediencia, y las buenas obras que son a menudo mencionadas en las Escrituras.

90. Little emphasis is put on the plan of God to make us like Jesus Christ in “churches”. (1Pt 1:14-16; 1Jn 2:6; 1Pt 4:1)

Poco énfasis se le da al plan de Dios para hacernos como Jesucristo en las “iglesias”.

91. Christ did not die on the cross to obtain a worldly “church” but for a “glorious Church.” (Eph 5:27; Tit 2:14; Col 4:12)

Cristo no murió en la cruz para obtener una “iglesia” mundana, sino una “Iglesia gloriosa”.

92. Christ does not come into an unregenerate and impure heart as many contemporary theologians say. (2Cor 5:17; Mt 5:8; Eze 18:31)

Cristo no viene a un corazón no-regenerado e impuro como muchos teólogos contemporáneos lo declaran.

93. A holy Church is God’s blessing to the world; an unholy “church” is God’s judgment upon the world. (Mt 5:14,16; Eph 4:1; 1Ths 2:12)

Una Iglesia santa es una bendición de Dios al mundo, una “iglesia” impía es juicio de Dios sobre el mundo.

94. If Christianity is to make any headway in the present time, it must be proved to be more than a theory. (2Ths 3:6-7; 1Ths 4:1,11-12)

Si el cristianismo hace cualquier progreso en el tiempo presente, debe ser demostrado como más que una teoría.

95. Unbelief has gagged and bound us as risen Lazarus! We need release in this final hour! (Heb 3:12-14; 1Cor 3:21-23; Heb 11:6)

La incredulidad nos amordaza y nos ata como a un Lázaro resucitado! Necesitamos la liberación en esta hora final!

LINK ORIGINAL

Inútiles en las manos de Dios

Parece excesivo decir que un cristiano pueda ser inútil, pero si las palabras proceden de los labios del Juez de toda la tierra, ¿quién no temblaría ante la posibilidad de ser hallado en tal condición? Jesús tuvo muchos seguidores con muy buenos deseos, pero no todos le eran útiles. En varias ocasiones Jesús advirtió a aquellos que le seguían con estas palabras: si alguno quiere venir en pos de mí… Diríamos que esta es una cláusula condicional y por lo tanto, si queremos de verdad seguir a Cristo, hay ciertos requisitos que debemos cumplir. No estamos hablando de acudir a Él en busca de perdón, o incluso buscar refugio y socorro en momentos puntuales, en medio de dificultades. Estamos hablando de seguirle, paso a paso, día a día, sin alejarnos de su presencia ni un instante. En una palabra, ser sus discípulos. Y serle útiles. Cualquiera de vosotros que no renuncia a todas las cosas que posee, no puede ser mi discípulo. Buena es la sal; mas si la sal fuere desvanecida, ¿con qué se adobará? Ni para la tierra, ni para el muladar es buena; fuera la arrojan. (Lucas 14.33-35)
Hay dos palabras clave en estos versículos, renunciar y ser desvanecido. Dice el Señor que debemos renunciar a las cosas que poseemos. No son aquellas cosas que aún no tenemos pero deseamos tener, no son nuestros sueños y ambiciones. Son aquellas cosas que tenemos ahora. Cada persona es un mundo y cada uno posee cosas diferentes, pero hay algo que todos tenemos en común: tiempo. La frase más famosa hoy en la iglesia es “me encantaría, pero es que no tengo tiempo.” En la mayoría de los casos lo que significa en realidad es “no quiero buscar el tiempo para esto, porque no me importa lo suficiente.” Es cierto que nadie tiene tiempo, y al mismo tiempo, ¡todos lo tenemos! ¿Cuál es el problema entonces? Que mi tiempo es mío y no quiero renunciar a él. Y esto me ciega a las oportunidades que el Señor pone delante mío de serle útil. Poco a poco, me atrofio y día tras día me convierto en un inútil para el Señor.
El Señor mismo condenó el llamar inútil a tu hermano, reconociendo que era un insulto digno del infierno de fuego (trad. fatuo en Mat 5.22), pero es Él quien usa esa misma palabra aquí. Dice que la sal es desvanecida, y después vuelve a repetir que no es buena ni para la tierra ni para el muladar, y que lo único que se puede hacer con ella es tirarla. Pablo advierte a Timoteo y a Tito que deben desechar las cuestiones necias que no edifican y que solo sirven para crear contienda, porque son sin provecho y vanas, o inútiles (2 Tim 2.23 y Tito 3.9).
Si yo, un cristiano, redimido y lavado por la sangre de Cristo, no quiero renunciar a las cosas que poseo, me hago inútil para mi Redentor, y no sirvo para nada a Aquel que me amó hasta tal punto que se despojó a sí mismo de la gloria que poseía en el Cielo con el Padre, tomó forma de siervo, sufrió la misma debilidad que yo y entregó su vida en la cruz como propiciación por mis pecados.
Señor, líbrame de serte inútil. Lávame mas y mas de mi maldad. Y dame discernimiento para ver esas cosas que poseo que me atan y no me dejan seguirte fielmente y serte útil. Renuncio a todo por ti, Señor, porque Tú lo hiciste primero por mí.

– autor anónimo

De banquete y compartiendo

Luego les dijo: Id, comed grosuras, y bebed vino dulce, y enviad porciones a los que no tienen nada preparado; porque día santo es a nuestro Señor; no os entristezcáis, porque el gozo de Jehová es vuestra fuerza.” Neh. 8.10

El reavivamiento bajo Esdras creció alrededor de la Palabra de Dios. El Evangelio no es ni un funeral ni un juego pero sí es un banquete y nuestro deber está dividido en tres partes. Hemos de “comer grosuras”, alimentarnos de la doctrina sólida y sustamciosa del Libro. También hemos de beber del “vino dulce”. La Palabra de Dios no solo fortalece sino que también edulcora, es mas dulce que la miel y su panal. Algunos creyentes son fuertes, pero no dulces.

También hemos de enviar porciones “a los que no tienen nada preparado”. Hemos de compartir, como Sansón, con sus manos llenas de miel de su encuentro con el león.

El festín del Evangelio, por lo tanto, indica fuerza, dulzura y generosidad. No llegamos a experimentar lo que Dios ha provisto hasta que no participamos de las tres. Un reavivamiento verdadero, como el de los días de Esdras, come de las grosuras, bebe del vino dulce y envía porciones a los que no tienen.

El Señor al que ama…

Porque el Señor al que ama, disciplina.” Heb 12.6

Cuando vienen problemas a nuestra vida, tendemos a olvidarnos de este hecho bendito. Si no tuviéramos castigo deberíamos preguntarnos si realmente somos hijos de Dios o no. Este pasaje (5.11) es muy explícito: si no tenemos castigo, somos bastardos y no hijos. Claro que, los injustos tienen sus problemas, y el camino del transgresor es difícil, pero la aflicción de los injustos no es el castigo del Padre. No son sus hijos.

En estos días de nociones libres, lunáticas y ligeras en cuanto a la educación de los hijos, la disciplina no quiere decir mucho. Pero Dios no ha cogido este nuevo patrón. El versículo 9 dice, “tuvimos a nuestros padres terrenales que nos disciplinaban, y los venerábamos.” Desafortunadamente muchos padres no han corregido, y muchos hijos no tienen reverencia ni hacia ellos ni hacia Dios. Pero el Cristiano obediente acepta la disciplina de Dios, busca aprender de sus lecciones y gana el fruto apacible de justicia. El propósito de Dios es que participemos de Su santidad. Sin duda, eso vale lo que cueste.

Pero nunca debemos olvidar esto: el castigo de Dios siempre se origina en Su amor. Porque somos partícipes de la naturaleza Divina, Sus hijos, nos castiga para que así podamos participar de Su santidad.

“Y HOY”

Jesucristo es el mismo ayer, y hoy, y por los siglos.” Heb 13.8

Se dice que George Müller tenía en su escritorio esta frase: “Y HOY”. Bien puede él, y algunos como él, haber demostrado la veracidad de ello. No es difícil creer en JesuCristo como el mismo ayer. Y Él tambien probará algún día que es el mismo por los siglos. Pero JesuCristo es el mismo HOY – ¡qué cantidad de tiempo que tenemos con esa palabra! En medio de la monotonía aburrida de las cosas como están, cuando el cielo está plomizo y nada irrumpe la escena poco interesante, es mas fácil visualizar al Cristo de Galilea del Pasado o el Cristo Glorioso del Futuro que esperar grandes cosas del Cristo Sin Atractivo del Ahora.

Pero nuestro versículo insiste en “Y HOY.” No lo veremos en la carne, como le vieron en el pasado, y no lo vemos con todas las cosas bajo su dominio como un día le veremos, pero Él dijo que estaría con nosotros “todos los días”, y eso incluye hoy.

¿No son muchas las experiencias Cristianas como este versículo con el “y hoy” en letra minúscula – con una fe fuerte en el Cristo de ayer y el de los siglos pero con una fe muy débil en Su presencia y poder hoy?

¿Por qué no simplemente ser Cristianos? (III)

[Continuado] No vamos a superar el reto de este tiempo teniendo conferencias al respecto. Cuando los médicos se juntan para analizar una situación, no siempre significa que la condición del paciente es desesperada. También puede significar que los médicos están desesperados. Tanto los médicos como los pacientes están desesperados hoy en día, pero van a hacer falta mas que un sinfín de reuniones para solucionar la situación.

Debemos mas que críticos sobre la situación global. En estos días, se ha negligido la denuncia del mal, pero no es suficiente el exponer las obras muertas de la oscuridad; debemos enfocar sobre ellas la luz de un testimonio Cristiano positivo. Noe condeno su generación impía, no fustigando su degeneración, pero por su fe, que le llevo a construir el arca que salvo a su familia. Demasiados profetas han avisado acerca de un diluvio pero no han llevado a sus propias familias a salvo.

Por otro lado, ciertamente no podremos ser de ayuda a nuestra generación si nos conformamos a ella. Arrimandonos a Sodoma y Gommorra para ganarlas (argumentando que el fin justifica los medios) no va a funcionar. Lot ya lo intento y perdió tanto su familia como su reputación. No debemos conformarnos, ni simplemente ser inconformistas, ¡debemos ser transformados!

La única manera efectiva de ayudar a esta generación es ser Cristianos en medio de ella. No quiero decir miembros típicos de la Iglesia, sino Cristianos en todas las implicaciones gloriosas de esa palabra. Hace unos años vi en tablón de anuncios de una Iglesia, esta pregunta cautivadora, ¿porque no simplemente ser Cristianos? Nunca la he olvidado. Resume perfectamente todo este asunto. El pronunciar tal pregunta no resta lealtad a una iglesia local o a una denominación. Una lealtad superior no excluye la inferior, sino al contrario, la incluye. Uno es un mejor ciudadano de su país si es primero un buen ciudadano en su ciudad y fiel en su propio hogar. Un perro que sigue a todo el mundo no sirve de nada a nadie. No estoy interesado en el punto de vista de la Iglesia invisible que hace que un hombre sea invisible en su Iglesia local el domingo por la mañana. Charles H. Spurgeon lo dijo bien: “No me avergüenzo de que me llamen Calvinista, y no dudo en tomar el nombre Bautista, pero si me preguntas cual es mi credo, digo que es JesuCristo.”

A uno nunca le hace falta ser un Cristiano plus. Nunca es Cristo y o un Cristiano y. Uno es Cristiano o antiCristiano. No tienes que añadirle nada a un Cristiano, ya que todo lo que conlleva esta incluido en esa buena palabra.

Los Cristianos no necesitamos unanimidad o unificación. El único lugar donde encontraras los santos juntos es donde ya están unidos, en JesuCristo. Necesitamos mas unidad del Espíritu. Estamos de acuerdo cuando estamos en El. Un afinador no afina veinte pianos afinandolos entre ellos; se afinan con el diapasón, y cuando cada uno esta afinado con el tono estándar, entonces están afinados entre ellos. Intentar afinar grupos Cristianos de diferente opinión entre ellos es una ambición imposible. Solo cuando están afinados con Cristo estarán afinados entre ellos.

La Iglesia Primitiva tuvo que enfrentarse a una civilización pagana con muchos problemas parecidos a los nuestros. Esos Cristianos no hicieron una mesa redonda discutiendo los problemas del Imperio Romano, simplemente se atrevieron a ser Cristianos, y pusieron el mundo patas arriba. El Nuevo Testamento no esta lleno de discusiones acerca de los problemas ajenos a la Iglesia. Pablo, Pedro, Santiago y Juan se ocuparon de mantener la pureza y el poder de la Iglesia. Mientras la Iglesia tenia pureza y poder, se cuido a si misma bajo Dios, e imperios se rindieron a ella. Hoy buscamos posición, popularidad y prosperidad, y esa cosa rara llamada “prestigio”. Todas esas cosas no sirven de nada porque hemos perdido nuestra pureza en credo y en conducta, en creencia y en practica; y por haber perdido nuestra pureza hemos perdido nuestro poder.

De alguna forma ha surgido la idea de que necesitamos repensar la inspiración de las Escrituras y renovar toda nuestra teología e inventarnos un código nuevo de conducta Cristiana que vaya a la par con los tiempos y sea aceptable a nuestra Edad Nuclear.

De hecho, esta “Edad Nuclear” no es distinta a ninguna otra edad, excepto por el incremento de cacharros y trucos. Esta es una generación de pecadores pobres perdidos y la necesidad primordial es una cosecha fresca de Cristianos Nuevotestamentarios que crean la Biblia, confíen en Cristo como Salvador, y le obedezcan como Señor, que estén llenos del Espíritu, y que salgan a anunciar el Evangelio.

Mucho tiempo, cerebro y tinta se están malgastando estos días con la excusa de que necesitamos inventarnos un gran plan de fe y practica para mantenerlos al ritmo de los misiles y convocar cumbres y reuniones ecuménicas. A través de toda la historia de la Iglesia Dios ha pasado de grupos eclesiásticos pomposos y de elaborados programas de expertos y ha revolucionado el mundo con unos cuantos Cristianos completamente entregados que se burlan de los valores de este mundo y siguen una disciplina estricta, y dispuestos a ser llamados “la escoria de la sociedad” y servir de espectáculo al mundo por el escandalo de la Cruz.

¿Porque no simplemente ser Cristianos?

¿Por qué no simplemente ser Cristianos? (II)

[Continuado] Nosotros los Cristianos no tenemos confianza porque hay algo que esta mal con nuestro credo y nuestra conducta – en lo que creemos y de la forma que vivimos. Se nos dice que el modernismo y el liberalismo están muertos, pero estamos angustiados mas por sus fantasmas que sufrimos con su presencia anterior. Hay demasiados signos de interrogación animados que están en los púlpitos hoy en día y no suficientes signos de admiración. Hay una nueva brisa teológica que ha comenzado a levantarse trayendo consigo un nuevo virus. El idioma es diferente, los personajes son diferentes, el ataque es en un frente nuevo, pero el tema es casi igual. Antaño se luchaba la batalla en el abierto, pero ahora no esta de moda tomar una postura contra algo. Es un día de diplomáticos en vez de profetas. Los defensores de la fe son una raza mas débil y son mas fácilmente desarmados por la tolerancia sonriente de la nueva escuela de coexistencia pacifica. Lo que era blanco y negro ahora es gris.

En tal niebla espiritual y crepúsculo doctrinal, que un ministro hable contra herejía y se le llamara poco-Cristiano. Podemos criticar a personas que son fanáticos, pero se nos dice que tenemos falta de amor cristiano si expresamos una sospecha de lobos en pieles de ovejas.

La trompeta tiene la sordina puesta y nadie se preparara para batalla bajo tal sonido incierto. La impresión ha sido creada que los predicadores no podemos hablar con autoridad a menos que tengamos doctorados en existencialismo y Bultman. Se espera que no se moleste los predicadores comunes con esta avalancha de verbosidad. Aquellos que creemos en la Biblia podemos disfrutar de la Palabra y disfrutar los huesos para los teólogos. A algunos de nosotros no nos molestan las teorías de la inspiración, no creemos que la Biblia sea la Palabra de Dios a aplicarse a ti en un versículo y a mi en otro. Es absoluta o es obsoleta. Esta conectada al cielo y cuando hacemos un contacto adecuado recibimos un shock. Pero si nos mantenemos conectados, ¡recibimos una recarga! Hay demasiadas almas pobres que hacen contacto suficiente para mantener un shock.

El problema de las Iglesias se demuestra no solo en el credo sino en la conducta. La predicación del domingo queda anulada por la forma que la mayoría de sus miembros viven durante la semana. Creemos en la separación de la Iglesia y el estado, pero nos gustaría que los cristianos estuvieran tan preocupados por la separación de la Iglesia y el mundo. El mayor escandalo del Cristianismo es el nivel tan bajo en la vida Cristiana. Hoy en día hay mas personas que profesan ser salvos que antes, pero la calidad no es proporcional a la cantidad. No estamos mejorando el tipo de Cristiano mientras que incrementamos el tamaño. Somos muchos pero no valemos mucho. El Cristiano medio no demuestra ninguna evidencia de haber nacido de nuevo. No esta para nada interesado en una vida Cristiana mas profunda. No se preocupa por su necesidad de dejar el mundo, crucificando la carne, y resistiendo al Diablo.

No estaremos preparados para el reto de estos últimos tiempos hasta que no haya un arrepentimiento y una conversión genuinos en nuestras iglesias, tanto en credo como en conducta. Incluso aquellos Cristianos que aparentan ser sinceros y tener buenas intenciones, tienden a divorciar la doctrina de la practica. Algunos ponen todo su énfasis en la ortodoxia, dandole poca importancia al vivir diario. Otros se concentran en la experiencia, con muy poca enseñanza Bíblica. Uno es cuerpo sin espíritu, y el otro es espíritu sin cuerpo. Pero el Cristianismo no es ni un cadáver ni un fantasma.

Mientras nos preocupamos tanto por el Comunismo y otros “ismos” (y debemos estarlo) ¿por que somos tan indiferentes hacia una imitación del Cristianismo de la que muchos hombres están hablando bien? No solo el liberalismo, pero la ortodoxia muerta también, falsos “ismos” y sectas, “iglesianismo” mundano, la apariencia de piedad sin poder, la mezcla miscelánea de Laodecianismo moderno, imponente, popular, prospero, teniendo necesidad de nada, cómodamente tibio a unos 20 grados; todo esto el Señor escupirá de su boca.

¿Por qué no simplemente ser Cristianos? (I)

Hechos 11.26 “…y a los discípulos se les llamó cristianos por primera vez en Antioquía.

Hace algún tiempo, iba en una autopista en un coche moderno un bonito domingo por la tarde. Si me pudiera haber olvidado de los titulares de prensa y de boletines de la radio por suficiente tiempo, me podría haber imaginado que estaba en un mundo ideal de paz y plenitud que es el sueño de mas de un poeta. Al ir por la carretera vi señales que indicaban “Ruta de Emergencia”, que quieren decir que “En caso de ataque nuclear, este es el camino para salir de la ciudad.” Fui bruscamente despertado a la ironía de un mundo tan lleno de maravillas científicas que amenazaba a explotar en mil pedazos por sus propios chismes.

No puedo entender como cualquier ser humano inteligente pueda sentirse orgulloso en una hora como esta. Cualquier hombre que piensa estaría rojo de vergüenza. Científicamente estamos haciendo un master; moralmente y espiritualmente estamos en párvulos. La civilización es como un mono jugando con cerillas en una habitación llena de dinamita. Hablamos de “un mundo” pero ese es un “mundo lánguido” y lo que algunos toman por los “dolores de parto” de una nueva era en realidad son los carraspeos de su muerte.

Cuando Isaías escribió “Guarda, ¿qué de la noche?” (21.11) tenia en mente un centinela en una torre de vigía buscando un enemigo con crudas armas de guerra primitiva. Hoy en día tenemos lugares en Alaska y Groenlandia donde hombres miran pantallas de radar, anticipando el momento que un fanático apriete un botón y millones de personas queden sepultadas en un horno de metal fundido.

Esta torre de vigía que vigilamos están en peligro desde dentro y desde fuera. También lo es el baluarte del Cristianismo. Nuestro enemigo mas grande no esta fuera sino dentro. El templo de la verdad no será tan dañado por los pájaros carpinteros por fuera que por las termitas por dentro. Cualquier grupo religiosos que se alardea de tener lugar para toda gama de doctrinas es como un hombre que dice “Tenemos lugar en nuestro hogar para termitas, todos son bienvenidos.” Si dejas lugar en tu casa para termitas, pronto no tendrás casa.

Si la Iglesia simplemente fuera la Iglesia – si Cristianos simplemente fueran Cristianos -nada podría parar nuestro camino. Somos como los primeros Cristianos “detrás de puertas cerradas por miedo.” Tenemos un complejo de inferioridad.

La respuesta no se encuentra en unificación ecclesial. No tenemos que juntarnos en defensa personal; tenemos que desperdigarnos en todas direcciones predicando la Palabra. Tenemos la respuesta a nuestros problemas y a los problemas del resto de la humanidad. Estábamos nosotros aquí primero. La Iglesia primitiva se enfrento con una civilización pagana, pero no hicieron un panel de discusión sobre Cesar y la esclavitud. Pablo no se junto a un simposio de filósofos paganos para discutir los problemas de sus tiempos. Whittaker Chambers dijo, “El comunismo no es mas fuerte que el fracaso de otras fes.” Todos nuestros adversarios no son mas fuertes que el fracaso de la Iglesia para levantarse a hacer su deber.

Cuantas veces he oído, al llegar para unas reuniones especiales en una Iglesia, “Esta semana va a ser una semana mala para un reavivamiento. El lunes llega el circo, el martes esta la reunión de los hijos e hijas de “Me Levantare”, el jueves el grupo de horticultura va hablar de la violeta Africana y el sábado hay fútbol. Y claro, siempre esta la televisión”. ¿Cuando ha habido una buena semana para un reavivamiento? ¿Debe la Iglesia tomar el asiento de atrás cuando cualquier atracción llegue a la ciudad? ¿Debemos tomar las sobras? ¿Porque no se tendría que preocupar el otro bando? Porque no puede la Iglesia de JesuCristo, con la respuesta a los problemas del mundo, tener un impacto tan grande que el mundo, la carne y el diablo se apiñen en consternación, diciendo “¡Será una mala semana para nosotros, es la semana evangelistica!”

[continuara….]

Ni evasivos ni integradores, sino Cristianos

Se nos dice que hay dos maneras de enfrentarnos a los tiempos actuales. Una de manera evasiva y la otra de manera integradora. La primera puede llevarnos al aislamiento. De este pensamiento surgieron los monásticos. Estos creían que el cristianismo no debía formar parte del mundo y sus sistemas, y practicaban “no sois del mundo”.

Este pensamiento suele mirar al mundo con cierto desdén. Suele decirse que cualquier cosa que crea Egipto es errónea, anti-dios y malsana para el cristiano. Por lo tanto debemos repudiar todo lo que venga de la escuela de Babilonia.   La segunda manera de enfrentarse al mundo es de manera integral,  una palabra muy usada en todos los círculos. Integral significa que contiene todas sus partes. Estos sostienen el “estamos en el mundo” y por lo tanto debemos integrarnos y participar  de él, incluso corriendo el riesgo de juntar lo secular al pensamiento cristiano. El primero se aparta para no contaminarse y el segundo se puede contaminar por acercarse. Cristo dijo que somos la luz y la sal de la tierra y que nunca debemos perder la visión de nuestra posición como creyentes. Debemos vernos como extranjeros y peregrinos, sin morada permanente, pero por un tiempo debemos transitar por este mundo sin ser afectado por él, pero afectando a muchos por los que somos en Cristo. Tertuliano dijo ¿Qué tiene que ver Atenas con Jerusalén? Nada, pero mucho. Nada por cuanto en cada una de ellas existe una filosofía de vida y pensamiento diferente, pero mucho por cuanto cada una de ellas se rige por los mismos principios naturales.

Durante mucho tiempo el creyente debe de hacer un sobreesfuerzo en conocer el lugar que ocupa en esta sociedad. No podemos negar que el mundo es antagonista al cristianismo. El apóstol Juan dice, “ellos son del mundo; por eso hablan del mundo, y el mundo los oye, nosotros somos de Dios; el que conoce a Dios nos oye; el que no es de Dios, no nos oye”. (1 Juan 4:5,6). Clara definición de dónde está cada uno. Hoy en día corremos el riesgo de perdernos en la cultura de este mundo. Al paso que va todo, creo que no será muy difícil de seguir las tendencias de la generación presente. El cristianismo siempre ha tenido un claro diferencial con la cultura presente, y cuando hablamos de cultura nos referimos al pensamiento presente como principio unificador,  y hoy en día es el humanismo. El diferencial del cristianismo es Cristo y su palabra  y cuando queremos rebajar las demandas de Dios a lo que la sociedad nos ofrece estamos hipotecando nuestro buen futuro. Acertadamente esta W.R. Ingre cuando dijo, “la iglesia que se casa con el espíritu de su época corre el peligro de encontrarse  viuda en la siguiente generación”.  Creo que la filosofía del activismo sociocultural que impregna la iglesia actual ha matado el espíritu  evangelizador. Solemos tener todo tipos de reuniones, pero en muy pocas de ellas hay lugar para la Palabra expuesta y si se expone debe limitarse a un tiempo muy breve, para no ofender, claro. Sé que es fácil generalizar, pero sólo hay que ver la diferencia de una iglesia neotestamentaria a la iglesia actual, la cual abunda de gran actividad socio cultural y poca de espiritual.

La iglesia actual esta perdiendo el norte en cuanto a su liturgia. El mundo ha entrado en la iglesia y quiere destrozar “el tradicionalismo”, del cual nos hemos beneficiado durante muchos años. Estamos cambiando lo trivial, por lo sagrado, la Palabra por comentarios, la adoración por diversión, la separación bíblica por integración y si continuamos así, la palabra liturgia será un sacrilegio mencionarla. Existe un miedo a lo formal, al orden, a la decencia. Miedo de ser tachado de antiguo y conservador, fundamental y radical. La presión del pensamiento humanista esta haciendo sus mejores esfuerzos para cambiar todas las cosas y adaptarlas a la corriente actual. La iglesia del Señor no puede permitir que el mundo nos enseñe a adorar a Dios. Mantenemos la tradición porque esta es buena, porque el bien hacer y el hacerlo bien debe formar parte de una iglesia que esta en el mundo, pero no es del mundo. Nos hacen escoger  entre “evasivos o integradores”, nosotros escogemos lo bueno y desechamos lo malo.

Tomado de www.esglesiabiblica.com